_

Las experimentaciones, o lo que es lo mismo, las indagaciones escultóricas que forman parte de Crederrei, se fussi di sasso son las siguientes:

1. Un acto vandálico computarizado. Un brazo robótico tallará los fragmentos desprendidos del dedo del pie (de una copia del pie del David previamente esculpida). Esto será encargado a TorArt y sucederá en Carrara, en la cava Fantiscritti (lugar de origen del bloque de mármol del David según un estudio del fragmento F3G).

Esta experimentación tiene la intención de generar una aproximación al gesto iconoclasta y a los pedazos de materia desprendidos de la escultura. Todo el proceso se entenderá como una performance y será documentada por tres cámaras (dos CANON 5D Mark II y una micro-cámara de alta definición que será adjuntada al brazo robótico).

El resultado final serán los fragmentos esculpidos junto al vídeo de la talla computarizada. Contrariamente a lo que sucedió con el polvo desprendido del David original después del martillazo, los restos pulverulentos resultantes de la actividad de las brocas diamantadas serán recogidos para su posterior utilización.

render-maquina-talla-1_1-copy_web

render-maquina-talla-3_web
Visualizaciones en 3D del proceso de talla computarizado

 

2. Una re-re-copia. El polvo recogido durante la talla computarizada será usado para hacer una reproducción del dedo del pie fragmentado. Se tomará como referencia una de “las copias de yeso originales” que en 1991 hizo Luigi Davitti a partir del molde que él mismo le sacó al dedo del pie amartillado.

La intención de esta experimentación es la de recrear el proceso de copia y moldeado que se llevó a cabo. También hay un acercamiento a la experimentación química que los restauradores Annamaria Giusiti y Roberto Nesti mantuvieron para dar con los mejores materiales adhesivos para la reconstrucción del dedo. Requeriré la colaboración puntual del Opificio delle Petre Dure e Laboratori di Restauro (OPD) para la obtención de los componentes Akeogard Co (Syremont) y Primal AC 33.

Martellata_14.09.1991-Mireia c. Saladrigues-ongoing_72dpi
Reproducción en yeso del dedo del pie fracturado. Fotografía tomada durante una visita al estudio de la restauradora Cinzia Parnigoni, quien se encargó de la restauración general del David durante 2002-2004. Conseguí otra ‘copia original’ del dedo fragmentado la mano de Luigi Davitti, técnico de moldes la Gipsoteca dell’Istituto d’Arte di Firenze

 

_MG_1953-copy_CORRECTED_web
Detalle de las diversas pruebas de encolado para la reconstrucción del dedo del pie del David. Documento del Archivo Fotográfico del Opificio delle Pietre Dure e Laboratori di Restauro. Expediente n. 10579

 

3. Hueco. Haciendo uso del molde que previamente ya habré utilizado para la re-re-copia y empleando los fragmentos esculpidos, procederé a examinar los pedazos que fueron usados para la reconstrucción del dedo del pie y los que fueron utilizados para los análisis petrográficos y químicos. Después, averiguaré qué huecos tuvieron que ser rellenados con la argamasa de los restauradores del OPD. Calcularé cuánto “polvo original” fue substituido en la reconstrucción del dedo del pie y tal cantidad será mostrada dentro de una vitrina o un tarro de cristal.

Hueco se aproxima a la materia perdida (o vacíos) resultante del ataque de Cannata.

toe-and-fragments_MG_2141_selection_web
Visual del dedo del pie fracturado, los fragmentos recogidos y la materia perdida durante el ataque. Documento del Archivo Fotográfico del Opificio delle Pietre Dure e Laboratori di Restauro. Expediente n. 10579

 

_MG_1843_cleaned copy_web
Fotografía de los siete fragmentos desprendidos de la escultura. Documento del Archivo Fotográfico del Opificio delle Pietre Dure e Laboratori di Restauro. Expediente n. 10579

 

_MG_1950-copy_CLEANED_web
Fotografía de las pruebas de reconstrucción del dedo del pie. Documento del Archivo Fotográfico del Opificio delle Pietre Dure e Laboratori di Restauro. Expediente n. 10579

 

4. Nubes de polvo de mármol.Con el polvo restante de la talla computarizada, buscaré cómo crear máquinas de polvo de mármol con mecanismos muy sencillos. Por ejemplo, una secador o un ventilador pueden desplazar un apilamiento de polvo, sobretodo si los granos de éste tienen un tamaño inferior a 0,68mm; y una tamizadora puede lanzar partículas en el aire con su movimiento electromagnético, siempre que éstas sean menores a 0,34mm.

Las Nubes de polvo de mármol abordan los micro-granos que se desprendieron del dedo del pie a la vez que los siete fragmentos y que, en el curso de un tiempo, quedaron suspendidas en el aire. Serán mostradas en fotografías, a modo de registro.

Martellata_cloud ok_copy
Lanzando polvo de mármol para formar una nube. Carrara, cantera Michelangelo, julio de 2018

 

IMG_1899_web
Haciendo una granulometría de tierra marmórea tomada de la cantera Fantsicritti en Carrara. Detalle de una parte de la columna de tamices. Test en el laboratorio de sedimentología de la Unidad de Estratigrafía de la Facultad de Geología de la UAB, con el Dr. Oriol Oms

 

render-maquina-de-pols-16-9-copy_web
Visulización en 3D de una imaginaria máquina de nubes de polvo (para construir en otra ocasión)